QUINTERO PARTICIPA POR TERCER AÑO CONSECUTIVO EN FIRMA DE CONVENIO PARA EJECUCIÓN TERRITORIAL DEL PROGRAMA CENTRO DE LA MUJER SERNAM CONCÓN, REFERIDA A VIOLENCIA INTRAFAMILIAR.

En  dependencias de la municipalidad de Puchuncaví, se llevó a cabo la “Firma Convenio de Colaboración I. Municipalidad de Concón – Quintero – Puchuncaví”, para ejecución territorial del programa Centro de la Mujer SERNAM Concón, el cual aborda la temática referida a Violencia Intrafamiliar.


A esta significativa ceremonia, asistieron los tres ediles de las municipalidades   antes mencionadas, quienes dialogaron respecto a los alcances de este beneficio, que tiene como principales ejes

La Difusión, como acción preventiva y sensibilizadora de los principales aspectos de la violencia intrafamiliar abierto a todo público, lo que ya se ha realizado en Quintero con gran participación y aceptación.
El segundo, es la Intervención, dirigida a mujeres mayores de 18 años que estén viviendo o hayan vivido violencia, en el contexto de pareja y a quienes se les ofrecerá una asistencia  psicosociojuridica.
Así como se realizó el 2014 este año la modalidad es de traslado del equipo de profesionales desde con-con a nuestra comuna, quienes durante dos viernes al mes y en dependencias de la oficina de protección de los derechos de la infancia y adolescencia OPD, atenderán consultas al respecto, además de realizar visitas domiciliarias a quienes no puedan desplazarse, gracias a la colaboración de la Ilustre Municipalidad.
En la oportunidad, el alcalde de Quintero, Mauricio Carrasco, destacó este compromiso realizado en virtud de ayudar a  mujeres que están o han  sufrido violencia intrafamiliar de índole psicológica, señalando que “Ha sido muy importante el trabajo que han llevado a cabo los profesionales en tal sentido, pues ha dado una legitimidad mayor a esta alianza, traducida en la ejecución de  programas de mejoramiento en la calidad de vida de las  afectadas.”
Finalmente todas y cada una de las autoridades que asistieron a la actividad, valoraron esta firma como un sustantivo avance,  pues la  mujer violentada, hoy tiene un respaldo, psicológico y legal          que por tercer año consecutivo se fortalece y renueva con mayores bríos.