Teatro en miniatura cautivó a Quintero

Numerosas presentaciones de mini obras teatrales se vivieron en el Pasaje Sordini, espectáculos enmarcados en el primer festival de teatro Lambe-Lambe “Contagiando Humanidad”, que se presentó en Quintero.

Más de una docena de cajas-espectáculos cautivaron y maravillaron a chicos y a grandes, durante más de tres horas el público observó obra a obra, este teatro inédito. Numerosos colegios se acercaron a participar del festival.

Arturo Soto, gerente de la Corporación Municipal de Cultura y Turismo valoró esta intervención. “Este proyecto se gestó el 2013 en conjunto con la compañía Oani, GNL y la municipalidad de Quintero, hemos descubierto que este tipo de teatro tiene un impacto en la comunidad muy grande, especialmente en los niños, porque nos impulsa  y nos orienta hacia la imaginación y hace distanciar lo que pasa en la actualidad con este colectivo. Por lo tanto nosotros como municipalidad estamos satisfechos. El alcalde Mauricio Carrasco desde un principio participó y potenció la idea”.

Camila Landon, directora de la compañía Oani y coordinadora general del Festival, también entregó sus impresiones. “Venir a Quintero fue una opción de la compañía para salir de la gran capital, hay que ayudar a descentralizar la cultura. Este es un festival inédito en Sudamérica, nos gusta aportar con eventos interesantes y de calidad. Son 14 invitados internacionales y 11 chilenos, 25 espectáculos de corta duración. Tratamos de llegar a lugares que no son típicos del circuito, nos interesa contagiar humanidad.

Lambe-Lambe

El teatro de animación Lambe-Lambe se inició en Brasil en el año  1989 en la provincia de Bahía. Se caracteriza por ser espectáculos de pequeños muñecos y objetos acompañados por un relato y/o música en  dentro de una pequeña caja escénica, representan en pocos minutos, secretas situaciones teatrales que son apreciadas por uno o dos y hasta tres espectadores cada vez.

Texto y fotos: Mariela Puebla Verdugo